24 de julio de 2012

Esqueletos

Los esqueletos palpitan en la noche.

La orquesta de tibias y lagartos
silba entre tus senos de furor
y tribulación.

Por ventura apolillo mi meñique
y siento que continúo interfecto,
magullado
o demasiado muerto…

Hay noches en las que el vodka
sólo es una excusa
y tus penurias son el odio
que mastican mis depuradas ilusiones
de hombre desventurado.
 

1 comentario: